18 de noviembre de 2007

Miguel Bosé

Tenía pensado poner esta entrada el Sábado, pero el día estuvo lleno de cosas que hacer y conspiraron en que terminara postiando esto el Domingo (para efectos prácticos, sigue siendo Sábado).

Esta es mi crítica/comentario sobre el concierto del Viernes 16, que dio Miguel Bosé en el Arena de Santiago, al cual asistí con mi madre.

1.- La entrada:
Desde que tengo memoria (y cámara), siempre he sacado fotos en los conciertos que voy (AC/DC, 1995 en adelante). Resulta que vamos entrando, me registran como de costumbre y me dicen que no puedo entrar con la cámara. Eso, o que bote las pilas en el basurero... le explico que es una batería de Litio (y el día del níspero boto una así como así a la basura). Entonces no me quedó otra que devolverme, llamar a mi viejo para que se devolviera y pasarle la cámara a él. Por mientras, mi vieja decidió entrar y esperarme en nuestros asientos.

2.- Una vez adentro:
Acá se puso bueno... pero antes, tengo que explicar algo. Resulta que nosotros compramos entradas "VIP Platinum", porque queríamos ver de cerca a Miguel Bosé (obvio pos, si esa es toda la gracia), que era la 2da entrada más cara y que al momento de comprar las entradas, el esquema era algo como esto:
Entonces compramos en la 1ra fila del VIP Platinum (de la izquierda), lo más pegado al VIP Top... y bueno, dicen que una imagen vale más que mil palabras, asi que acá va la vista que teníamos en nuestros asientos:
Uy, pero que vista más privilegiada!

Pero cómo?! Por qué tenemos una pared de amplificadores al frente nuestro?! Ahá, es porque la gente de DG Medios son unos genios... y al final el esquema quedó así:
Así es chicos... NO VEIAMOS NADA! pero NADA PO... si me paraba en la silla, podía ver algo del escenario... y ni hablar de tener los parlantes en la cara. Al menos estabamos en 1ra fila... jajajaja. La cosa es que mi vieja (que los que la conocen, saben) ya había armado una mini rebelión y estaba animando a las masas que una entrada de 70 lucas no puede tener una vista tan como el forro, y que esto es un robo y bla bla bla. Tenía razón. Al final, nos llevaron a todos al VIP Top (que costaban el doble si no me equivoco) y quedamos bien atrás, pero al menos de frente al escenario, que era lo importante.

3.- El concierto:
Después del mal rato, todo eso se desvaneció cuando se apagaron las luces y comenzó el griterio y los "te amo" y los "mijito rico". Que manera de gritar las minas; es la raja ese momento en los conciertos, cuando están las luces apagadas, todos están gritando y suena el primer sonido por los amplificadores.

Y apareció el "Papito", y bueno, cantó todas las canciones que tenía que cantar, hizo todos sus movimientos y recibió peluches y flores. La gente se portó bien, gritaron harto y cantaron a coro todas sus canciones (yo me sabía algunas no más, y de las más nuevitas). Saqué hartas fotos y videos con la cámara de mi vieja (que no la revisaron y pasó piola). No tengo mucho que decir, no es el mejor concierto de mi vida, pero lo pasé la raja.

Mi madre, un tanto más tranquila en nuestros nuevos asientos

Yo, rodeado de mujeres, ja.

De riguroso negro, que onda el griterio que se armó cuando se sacó la chaqueta

El desplante escénico que tiene es demasido bueno, de verdad domina todo el espacio

El juego de luces que tenía era muy bueno también, lo de atrás no es una pantalla, si no placas de metal que reflejaban la luz


Presentando a la banda, y cantando Morena Mia.. que fue con dedicatoria =)


Nena, con la que terminó. Creo que es el mejor video que me ha quedado en un concierto, estoy orgulloso.


Y bueno, eso es todo lo que tengo que decir al respecto.

1 comentario:

Alejandra dijo...

Qué insólito lo de la vista al parlante, es que es el colmo pagar para estar ahí. Me hubiera enojado como tu mamá... y lo de la cámara, menos mal que se pudo solucionar, porque botar esas cosas no es lo mejor...
No me gusta mucho Miguel Bosé, tampoco entiendo el griterío, pero en fin, lo que viste te gustó y es lo que importa.
Saludos